Make your own free website on Tripod.com
MEDIOS
abcboton.jpg (1386 bytes)
uhora.jpg (2856 bytes)
noticias2.jpg (3920 bytes)
logo-teveo.jpg (1167 bytes)
nacion.jpg (9869 bytes)

PORTALES

planet1.jpg (2155 bytes)

conexion1.jpg (2166 bytes)

highway1.jpg (1877 bytes)

multinet1.jpg (2038 bytes)

pol1.jpg (6530 bytes)

quanta1.jpg (2636 bytes)

supernet1.jpg (2199 bytes)

telesurf1.jpg (2011 bytes)

loguito.gif (5533 bytes)

Si los link están protegidos por derechos de copia, serán removidos a soicitud del propietario

HAGA CONOCER SU OPINIÓN

VOLVER A PRIMERA PLANA

El tutelaje maldito

Alberto Vargas Peña (F. Libertad) 

30 de agosto de 2001

La situación política actual paraguaya se origina en el golpe de estado producido entre los días 23 y 29 de marzo de 1999. Aprovechando la muerte natural del Dr Luis María Argaña los complotados fraguaron un atentado que costó la vida al guardaespaldas de Argaña e hirió levemente al conductor de su automóvil, pero como esa muerte no produjo el efecto deseado, organizaron una convocatoria en la Plaza del Congreso, donde murieron siete personas. Inmediatamente forzaron la renuncia del presidente constitucional Ing Raúl Cubas  luego, con el apoyo de testigos falsos -Gumersindo Aguilar - hicieron que la Justicia, totalmente instrumentada, desatara una persecución implacable contra el llamado "oviedismo".

Parte importante del complot, si no la más importante, fue la embajada de los Estados Unidos de América, ocupada por Maura Harty, inmediatamente seguida por la embajada del Brasil.

            Los Estados Unidos y el Brasil, representados por sus embajadas, llevaron a gobierno al Dr Luis Ángel González Macchi, y forzaron un fallo aberrante de la Corte Suprema de Justicia paraguaya, para mantenerlo en el poder hasta el 2.003, creyendo que lograrían un gobierno estable y democrático. Lo que lograron fué un gobierno usurpador, claramente ineficaz, anémico y corrupto hasta la médula, que en menos de dos años destruyó lo poco que dejó el Ing Wasmosy del país.

            Las embajadas de los Estados Unidos y el Brasil sustentaron, con intervenciones directas el gobierno de la usurpación y liderando apoyos internacionales, como si el Paraguay estuviera n proceso hacia la democracia, cuando la realidad es que está en el proceso inverso. Comoquiera que existe anomia palpable y una desobediencia generalizada, en el Paraguay hay libertades públicas, pero no democracia.

            Ahora que el gobierno del usurpador ha tocado fondo, los países tutelares comienzan a mostrar los dientes para lograr nuevos cambios todos ellos enderezados a evita que e pueblo paraguayo pueda tener el gobernante elegido. En la última cumbre de Santiago de Chile el gobierno del Brasil respaldó al usurpador paraguayo y logró hacer que el presidente Lagos hiciera una advertencia a los paraguayos: La comunidad internacional no toleraría un cambio de gobierno en el Paraguay.

            Como la situación paraguaya está al borde de la explosión, los tutores se están moviendo a toda velocidad para ver como pueden conseguir que una vez más el pueblo paraguayo sea gobernando, no por quienes el pueblo elija sino por sus títeres. Como son los dueños del poder fáctico es muy probable que para desgracia de los paraguayos, tengan éxito otra vez, como en marzo de 1.999.

            Todo esto sucede bajo la mirada cómplice de la OEA y de todos los hipócritas gobiernos latinoamericanos, que tiemblan ante la posibilidad que en alguna parte se establezca una verdadera y limpia democracia.

            El Paraguay está sujeto a un maldito tutelaje, del que , lamentablemente, no podrá zafarse.

 

    

VOLVER A PRIMERA PLANA