Make your own free website on Tripod.com
MEDIOS
abcboton.jpg (1386 bytes)
uhora.jpg (2856 bytes)
noticias2.jpg (3920 bytes)
logo-teveo.jpg (1167 bytes)
nacion.jpg (9869 bytes)

PORTALES

planet1.jpg (2155 bytes)

conexion1.jpg (2166 bytes)

highway1.jpg (1877 bytes)

multinet1.jpg (2038 bytes)

pol1.jpg (6530 bytes)

quanta1.jpg (2636 bytes)

supernet1.jpg (2199 bytes)

telesurf1.jpg (2011 bytes)

loguito.gif (5533 bytes)

Si los link están protegidos por derechos de copia, serán removidos a soicitud del propietario

HAGA CONOCER SU OPINIÓN

VOLVER A PRIMERA PLANA

El retorno obligatorio

Alberto Vargas Peña (F. Libertad)

20 de diciembre de 2001

El Gral Oviedo ha ganado su batalla legal en el Brasil. La Corte Suprema brasileña rechazó el pedido de extradición solicitado or el gobierno paraguayo, por unanimidad. Oviedo pues, está libre. Es claro que todavía pende sobre él una amenaza: Que el gobierno de Cardoso lo expulse a un  tercer país. Pero suponiendo que eso no suceda, a Oviedo no le queda ahora otra alternativa que cumplir con su promesa de venir al Paraguay.

El liderazgo tiene obligaciones ineludibles para el líder. Y en este caso, sean cuales fueren las consecuencias, si el Gral. Oviedo quiere mantener el suyo, tendrá que venir al Paraguay y afrontar la amenaza de un gobierno de irresponsables, capaces de cualquier barbaridad, y de una amenazante Embajada de los Estados Unidos de América.

Yo creo, con las evidencias que tengo a mano, que el Gral Ramón Rosa Rodríguez cayó victima de una conspiración de “doble gatillo”, típica de la CIA en la que estuvieron involucrados Mathew Ridgway y Carlos Walters, miembros de la CIA y la Embajada de los Estados Unidos en Asunción misteriosamente fugados después del asesinato; creo que el asesinato de “Coco” Villar fue otra muestra de lo que es capaz de hacer este gobierno; creo que la muerte de Argaña fue aprovechada por los conspiradores de marzo y la Embajada de los Estados Unidos , bajo la dirección de la Embajadora Maura Harty, para derribar al gobierno constitucional del presidente Cubas, y creo que los sucesos de la Plaza del Congreso fueron tramados por los mismos conspiradores al no lograr número para enjuiciar políticamente a Cubas. Las evidencias son abrumadoras. Entonces, debo concluir que el retorno de Oviedo entraña peligro cierto. Pero creo también que no tiene  ninguna alternativa. Tiene que volver.

Si Oviedo viene, y sobrevive, creo que será el próximo presidente del Paraguay. La oposición no existe, es decir, existe pero solamente en la ANR. El PLRA es un partido sin rumbos, sin ideas y sin liderazgos; el Partido Encuentro Nacional ha desaparecido por su colaboración con el gobierno usurpador. El único liderazgo real, avalado por las encuestas difundidas hace poco, es el de Lino César Oviedo. Y eso lo obliga a volver o desaparecer. No se puede defraudar la esperanza de la gente.

Oviedo sostiene que volverá a corto plazo. Me lo ha dicho a mí, públicamente, en el programa de la 9.70 AM, “Polémica al Atardecer”. Se trata de una promesa tan pública que no se puede olvidar, menoscabar, o minimizar.

En los dos próximos meses se jugará el destino de Oviedo y el del Paraguay.

    

VOLVER A PRIMERA PLANA