Make your own free website on Tripod.com
MEDIOS
abcboton.jpg (1386 bytes)
uhora.jpg (2856 bytes)
noticias2.jpg (3920 bytes)
logo-teveo.jpg (1167 bytes)
nacion.jpg (9869 bytes)

PORTALES

planet1.jpg (2155 bytes)

conexion1.jpg (2166 bytes)

highway1.jpg (1877 bytes)

multinet1.jpg (2038 bytes)

pol1.jpg (6530 bytes)

quanta1.jpg (2636 bytes)

supernet1.jpg (2199 bytes)

telesurf1.jpg (2011 bytes)

loguito.gif (5533 bytes)

Si los link están protegidos por derechos de copia, serán removidos a soicitud del propietario

HAGA CONOCER SU OPINIÓN

VOLVER A PRIMERA PLANA

Complicado juego en la ANR

Alberto Vargas Peña (F. Libertad)

15 de octubre de 2001

En la ANR - Asociación Nacional Republicana - existe una lucha interna, para la concreción de candidaturas para el año 2.003, en el que se espera que haya elecciones generales. Los protagonistas son el Gral. Lino César Oviedo, detenido como rehén político en el Brasil; el senador Luis Ángel González Macchi, actual usurpador de a presidencia de la República; el Dr Nicanor Duarte Frutos, presidente d la ANR; Enrique Riera Escudero, candidato a la Intendencia de Asunción - segundo cargo electivo en la República - y Nelson Argaña, líder del llamado "argañismo".

            El candidato con mayores posibilidades de ganar las internas de la ANR, y las elecciones nacionales, es el Gral. Lino César Oviedo, con un 34% de intención de voto ahora, según encuestas publicadas por la prensa asuncena, pero se encuentra retenido en el Brasil, como rehén político porque no tiene causa sustentable en su contra. A pesar de ello, mantiene su caudal electoral firme en las manos, y es el gran elector en toda elección colorada o nacional. Sus votos son imprescindibles para ganar. Julio César Franco, liberal, vicepresidente elegido de la República ganó con votos oviedistas, sin duda alguna. El único movimiento colorado que tiene cohesión, disciplina electoral y decisión estratégica es el UNACE de Lino Oviedo. Pero la llegada de Lino Oviedo o cualquier candidato suyo, significará la cárcel para González Macchi y sus amigos políticos de hoy , el ostracismo para Nicanor Duarte Frutos, la postergación de Enrique Riera Escudero y la marginación definitiva de Nelson Argaña.

            El grupo que se apoderó la de la ANR en marzo de 1999, enseguida del golpe que abatió al gobierno del Ing. Raúl Cubas, expulsó y suspendió, de la manera más arbitraria, a muchos dirigentes de la ANR pertenecientes al UNACE. Lo hizo para evitar que Oviedo siguiera teniendo preponderancia en el partido, lo que no resultó porque Oviedo perseguido, creció más de lo que normalmente hubiera crecido en libertad. El clásico "efecto Perón". Ahora los oviedistas exigen, para apoyar las candidaturas coloradas en las elecciones municipales es el levantamiento de esas sanciones, incluida la del Gral. Oviedo.

            El argañismo, liderado por Nelson Argaña, se opone frontalmente a que sean levantadas las sanciones. Los partidarios de Enrique Riera desean que se levanten las sanciones porque quieren ganar la intendencia de Asunción, pero sus adversarios internos saben que si gana, será un candidato muy peligroso para el 2.003. No quieren que gane, pero no pueden decirlo abiertamente. Nicanor Duarte, que se considera candidato puesto para el 2.003 juega a hacer creer que quiere el levantamiento de las sanciones pero no hace nada para lograrlo, porque le conviene que la culpa de la derrota, que él espera que se produzca, caiga sobre Nelson Argaña y su grupo, y que Riera, con la derrota sufra una capitis diminutio bastante grave. Entonces dice por lo bajo que está de acuerdo con el levantamiento de las sanciones a los oviedistas  pero no hace ningún esfuerzo para llevar adelante una convención que llegaría a esa conclusión, casi inevitablemente. Juega al jaque doble.

            Nelson Argaña es fundamentalista. No hace el menor cálculo político y se juega al todo o nada. El todo es aniquilar al UNACE y el nada es ser aniquilado. Caerá indefectiblemente en el juego de Nicanor Duarte Frutos. Si el juego de Nicanor da resultados, la ANR perderá las elecciones del 18 de Noviembre porque los oviedistas, que son esenciales para ganar, votarán para que haya castigo.

            De este complicado juego, el único que ganará casi con certeza será Oviedo. Y su carrera hacia la presidencia estará más segura que nunca.

    

VOLVER A PRIMERA PLANA