Make your own free website on Tripod.com
MEDIOS
abcboton.jpg (1386 bytes)
uhora.jpg (2856 bytes)
noticias2.jpg (3920 bytes)
front-logo-dia.jpg (3564 bytes)
logo-teveo.jpg (1167 bytes)
nacion.jpg (9869 bytes)

PORTALES

planet1.jpg (2155 bytes)

conexion1.jpg (2166 bytes)

highway1.jpg (1877 bytes)

multinet1.jpg (2038 bytes)

pol1.jpg (6530 bytes)

quanta1.jpg (2636 bytes)

supernet1.jpg (2199 bytes)

telesurf1.jpg (2011 bytes)

loguito.gif (5533 bytes)

Si los link están protegidos por derechos de copia, serán removidos a soicitud del propietario

HAGA CONOCER SU OPINIÓN

VOLVER A PRIMERA PLANA

El jefe del cartel

Alberto Vargas Peña (F. Libertad) 

04 de octubre de 2000

       

En las postrimerías de los setenta, a raíz de la publicación de un libro –“La Conexión Latina” – condensado después por la revista Selecciones del Readers Digest, se supo que en el Paraguay funcionaba  un cartel de la droga, cuyo jefe era el entonces Comandante de la Primera División de Caballería, Gral. Andrés Rodríguez. La caída de Auguste Ricord develó algunos secretos y misterios, pero no produjo el  resultado que los estadounidenses buscaban: Rodríguez no cayó.

Cuando el gobierno de Alfredo Stroessner se hizo insoportable, fue el Gral. Andrés Rodríguez el que capitaneó el golpe que lo derribó. Es muy probable que se haya producido una alianza blanqueadora con el gobierno de los Estados Unidos, dado el apoyo que le fue dado, pero Rodríguez no abandonó su posición con respecto a los grandes negocios. Como le fue torpedeada su reelección, eligió su sucesor: Un hombre de la logia de los “barones de Itaipú”. A caballo del fraude el Ing. Juan Carlos Wasmosy llegó al poder.

El cartel de la droga siguió trabajando intensamente en y a través del Paraguay. Un  outsider, el Gral. Ramón Rosa Rodríguez fue asesinado en un

típico golpe mafioso – incluso con el detalle de la “lupara” -  y Juan Carlos Wasmosy, entonces presidente de la República, se encargó de apoderarse de un maletín vital, que se decía que contenía la nueva lista de los jefes del cartel paraguayo, y lo devolvió a la Justicia, personalmente....ocho días después. El maletín llegó vacío.

El hombre que más hizo para blanquear al Gral. Andrés Rodríguez, el ex embajador estadounidense Timothy Towell, se convirtió en lobbista oficial de Wasmosy. Towell se había hecho famoso por el caso “Parque Cué” donde mediante un acto de prestidigitación – “diploteatro” – se hizo desaparecer 700 kilos de cocaína pura.

El caso es que el tráfico de drogas continúa como siempre. No solamente no ha disminuido sino que ha aumentado en grado superlativo. El

Gobierno del Sr. Clinton cerró filas a favor del Ing. Wasmosy por intermedio del Sr. Peter Romero, cuya sociedad con el traficante internacional Mark

Jiménez no se ocultó nunca. En la conspiración que dio por tierra con el gobierno constitucional del Ing. Raúl Cubas, la participación de Maura Harty, entonces embajadora de los Estados Unidos fue decisiva.

El cartel paraguayo de la droga, que no es lo mismo que la logia de barones de Itaipú que tienen otros intereses, perversos también pero distintos, tiene un nuevo jefe. Un jefe que tiene conexiones muy seguras y fuertes con el gobierno del Sr. Clinton, y que se encuentra completamente a salvo de la acción antidrogas. ¿Quién es?

Los rumores en Asunción señalan hacia una sola persona, cuyo poder  ahora es mayor que antes, cuando ejercía la función pública. Se dan detalles de toda clase y se señalan los puntos geográficos por donde se mueve el cartel. Se dan las conexiones con el bajo mundo brasileño, pero no hay evidencias tangibles. Todas son circunstanciales.

El paraguayo es un rompecabezas difícil de armar si no se tienen en cuenta dos factores: La logia de los barones de Itaipú, cuyo jefe es Enzo Debernardi, y el cartel de la droga. La logia se ha apoderado de todas las empresas energéticas y maneja el mundo económico paraguayo a “piacere”. El cartel maneja el mundo subterráneo.

       Los paraguayos se preguntan si hay un nexo entre ambas asociaciones. 

 

 

    

VOLVER A PRIMERA PLANA