Make your own free website on Tripod.com
MEDIOS
abcboton.jpg (1386 bytes)
uhora.jpg (2856 bytes)
noticias2.jpg (3920 bytes)
front-logo-dia.jpg (3564 bytes)
logo-teveo.jpg (1167 bytes)
nacion.jpg (9869 bytes)

PORTALES

planet1.jpg (2155 bytes)

conexion1.jpg (2166 bytes)

highway1.jpg (1877 bytes)

multinet1.jpg (2038 bytes)

pol1.jpg (6530 bytes)

quanta1.jpg (2636 bytes)

supernet1.jpg (2199 bytes)

telesurf1.jpg (2011 bytes)

loguito.gif (5533 bytes)

Si los link están protegidos por derechos de copia, serán removidos a soicitud del propietario

HAGA CONOCER SU OPINIÓN

VOLVER A PRIMERA PLANA

Nadie empuja

Enrique Vargas Peña 

14 de marzo de 2001

         Todo el Paraguay se pregunta en estos momentos cómo es que no ha caído aún el gobierno de Luis Ángel González Macchi, quien ha perdido el apoyo de las principales fuerzas que lo sustentaban, desde los radicales auténticos (PLRA) hasta los argañistas (MCR), incluyendo al gobierno norteamericano.

         A González Macchi solamente le quedan sus leales en el partido Colorado que son pocos, el partido Encuentro Nacional y el gobierno de Fernando Henrique Cardoso, en Brasil.

         Este último es importante y tal vez haya llegado a ser el único sostén real del presidente desde que sus amigos en el coloradismo y el Encuentro Nacional son elementos cada vez más marginales de la vida pública.

Algunos observadores dicen que el verdadero soporte del gobierno es la familia Stroessner quien, a través de “Icho” Planás, estaría disputando con Wasmosy la preeminencia en el poder.

         Una respuesta que se ensaya para explicar el extraño fenómeno de un gobierno sostenido en el vacío es que nadie lo empuja, lo que le permite esta supervivencia inercial.

         Nadie con interés suficiente, pues es público y notorio que los aliados de Juan Carlos Wasmosy están haciendo todo lo que está a su alcance para aprisionar a González Macchi a fin de hacerse cargo del régimen.

         El régimen inaugurado el 28 de marzo de 1999 no está siendo discutido por nadie de los que han retirado su apoyo a González Macchi. Yoyito Franco se vanagloria, siempre que puede, de que sus credenciales y títulos del "marzo paraguayo" garantizan que él no restaurará la democracia sin proscripciones que existía en Paraguay hasta ese infausto día.

         La ofensiva de Wasmosy no se trata tanto de hacer renunciar a González Macchi, en cuyo caso disponen ya del reemplazo “constitucional”, como de debilitarlo tanto que quede sometido al diktat wasmosista.

         Otra explicación es que nadie, en el régimen, se atreve a dar el empujón definitivo por temor a que con él se desbarranque la dictadura toda entera, por miedo a que González Macchi arrastre con él a todos.

         Sin embargo, la supervivencia inercial del gobierno solamente agudiza los problemas del régimen. El país está cada vez peor, la gente es cada vez más pobre. Si la sociedad llega a tomar conciencia organizada de que el problema no es González Macchi sino el régimen inaugurado el 28 de marzo de 1999, la supervivencia inercial del gobierno también puede arrastrar a todos los coaligados de marzo (MRC, PLRA, wasmosistas, encuentristas, algunos importantes empresarios, Iglesia Católica, Brasil y Estados Unidos).

         Es decir, están en un juego riesgoso. Cualquier jugada que hagan es peligrosa.

 

    

VOLVER A PRIMERA PLANA