Make your own free website on Tripod.com
MEDIOS
abcboton.jpg (1386 bytes)
uhora.jpg (2856 bytes)
noticias2.jpg (3920 bytes)
logo-teveo.jpg (1167 bytes)
nacion.jpg (9869 bytes)

PORTALES

planet1.jpg (2155 bytes)

conexion1.jpg (2166 bytes)

highway1.jpg (1877 bytes)

multinet1.jpg (2038 bytes)

pol1.jpg (6530 bytes)

quanta1.jpg (2636 bytes)

supernet1.jpg (2199 bytes)

telesurf1.jpg (2011 bytes)

loguito.gif (5533 bytes)

Si los link están protegidos por derechos de copia, serán removidos a soicitud del propietario

HAGA CONOCER SU OPINIÓN

VOLVER A PRIMERA PLANA

Las interpretaciones

Enrique Vargas Peña 

08 de mayo de 2001

El oficialismo ha interpretado los resultados de las elecciones internas del partido Colorado como una derrota del oviedismo.

         En un sentido estrictamente matemático, el oviedismo ha sido derrotado, porque es evidente que en un país tan duramente castigado por su propio gobierno es un fracaso que quienes se han estado oponiendo a ese gobierno sean derrotados en las urnas por los partícipes y socios de ese gobierno.

         De hecho, el oviedismo debería analizar seriamente la necesidad de ver dónde es necesario ajustar su discurso para superar el porcentaje que, al terminar los conteos oficiales, obtenga.

         Pero hay, dentro de la derrota matemática, un espacio, señalado por los oviedistas, que es tan real como el otro: se trata del espacio moral.

         Hay una parte importante del electorado que resolvió resistir las presiones y oponerse al régimen autoritario. Haber mantenido la esperanza y la cohesión de ese electorado es una victoria moral notable del oviedismo.

         El oviedismo solamente podrá crecer y superar los límites en que lo han arrinconado si es capaz de afianzar su rol como bandera y baluarte de los oprimidos, y entender que la maquinaria que lo ha derrotado es principalmente mediática.

Esto significa que es una maquinaria ideológica que plantea desafíos teóricos que son capaces de recibir la atención y el apoyo de un porcentaje significativo del electorado que, por ello, tiene literalmente terror del oviedismo y es capaz de aceptar cualquier cosa para evitarlo.

La habilidad de la coalición de marzo ha sido esa, instilar en una parte importante de la sociedad un miedo pánico al oviedismo, lo que le permite cometer con apoyo popular todos los abusos que ha cometido.

Cuando el oficialismo dice que ha derrotado al oviedismo, pues, está proclamando un nuevo éxito de la estrategia que viene usando desde el 7 de setiembre de 1997.

        

    

VOLVER A PRIMERA PLANA