Make your own free website on Tripod.com
MEDIOS
abcboton.jpg (1386 bytes)
uhora.jpg (2856 bytes)
noticias2.jpg (3920 bytes)
front-logo-dia.jpg (3564 bytes)
logo-teveo.jpg (1167 bytes)
nacion.jpg (9869 bytes)

PORTALES

planet1.jpg (2155 bytes)

conexion1.jpg (2166 bytes)

highway1.jpg (1877 bytes)

multinet1.jpg (2038 bytes)

pol1.jpg (6530 bytes)

quanta1.jpg (2636 bytes)

supernet1.jpg (2199 bytes)

telesurf1.jpg (2011 bytes)

loguito.gif (5533 bytes)

Si los link están protegidos por derechos de copia, serán removidos a soicitud del propietario

HAGA CONOCER SU OPINIÓN

 

 

Los dichos de Cardoso

Enrique Vargas Peña

El presidente brasileño Fernando Henrique Cardoso concedió una entrevista al diario la Nación de Buenos Aires, publicada el domingo 31 de octubre, en la que realiza interesantes consideraciones sobre la situación paraguaya que deben observarse en conjunto con la evolución de la posición internacional del régimen paraguayo.

La más importante de estas consideraciones es, sin duda, la referida a las observaciones que le hizo al ministro paraguayo de Relaciones Exteriores, José Félix Fernández Estigarribia.

Cardoso reveló que reclamó al régimen paraguayo el cese de los ataques verbales que este realiza contra el presidente de Argentina, Carlos Menem.

Según Cardoso, el ministro Fernández Estigarribia le habría asegurado que los ataques no proseguirán desde que el gobierno paraguayo se encontraría razonablemente satisfecho con el confinamiento en Tierra del Fuego del ex candidato presidencial Lino Oviedo, asilado en Argentina.

La segunda consideración de Cardoso fue con relación a la sorpresa que le causa el enojo del régimen paraguayo por el asilo otorgado a Oviedo por Argentina.

Cardoso señaló que Brasil lo tiene al ex dictador Stroessner en su capital, en Brasilia, "y no pasa nada". Parece que Cardoso no logra comprender cuál puede ser el problema del régimen paraguayo con el lugar en que Oviedo fije su residencia en el exilio.

Lo de Cardoso se puede inscribir en conversaciones que, según lo publicado el lunes 1 de noviembre por el también bonaerense diario Clarín, estarían en curso entre el mismo Cardoso, el presidente electo argentino Fernando de la Rúa y las autoridades políticas uruguayas, en orden a asumir una posición común "ante la crisis del gobierno paraguayo".

El diario Noticias de Asunción denunció que el presidente saliente de la Argentina, Menem, pudo haber logrado negociar con Fernando de la Rúa algunas cuestiones de la transición, lo que explicaría la nueva aproximación de De la Rúa al caso Oviedo, bastante más moderada que la original, que era completamente satisfactoria para el régimen paraguayo.

En síntesis, es probable que la entrevista de Cardoso publicada en La Nación sea un serio llamado de atención al régimen paraguayo acerca de que ha llegado a un límite que dificilmente puede ser tolerado por sus socios del Mercosur en cuanto al relacionamiento interno del bloque se refiere.

Esto, a su vez, implica que los socios del Paraguay en Mercosur se encuentran evaluando de nuevo la situación interna del país que está muy lejos de satisfacer los requerimientos elementales de la democracia.

Brasil es, con Estados Unidos, el principal legitimador de la dictadura instaurada en Paraguay en marzo de 1999. Lo que Cardoso puede estar señalando es que de continuar el presente curso de acción autoritario del régimen paraguayo, este terminará siendo sustentado únicamente por la Casa Blanca.